Cómo Fotografiar en un Museo

Ir a museo y sacar fotos es más usual de lo que crees, pero mucha veces las fotos que salen no son ni la sombra de lo que en realidad es la pieza. Esto se debe a que hay que aplicar ciertas técnicas para poder sacar fotos de calidad y no perder esos detalles tan importantes con las obras de arte.

Es importante que sepas que todo en los museos se puede fotografiar, objetos, cuadros, esculturas, pinturas y todo lo que veas dentro del recinto. Ten en cuenta que no puedes sacar tu cámara e instalar un escenario para sacar una foto, los museos tienen ciertas restricciones y reglas que debes cumplir. Después que resuelvas ese punto en particular, toma en cuenta estos consejos.

Cómo Fotografiar en un Museo
Cómo Fotografiar en un Museo

¿Cómo fotografiar en un museo?

En primer lugar, determina en que áreas se puede utilizar flash, no en todas las piezas la luz funciona muy bien por la antigüedad. Además, tienes que disponer de un par de lentes adicionales, los más recomendables son un 5omm f:1,4 y un 24-70mm f:2,8.

Por otra parte la iluminación de los museos suele ser bastante moderada y variada en la temperatura de color. Debes verificar entre otras cosas ciertos detalles, tales como:

  • La velocidad de obturación: esta debe ser larga y ser al menos 1/30
  • La estabilización de imagen y la reducción de vibraciones tienen que ser parte fundamental. Si tu cámara dispone de esa función, enciende y esto te permite obtener fotos nítidas a bajas velocidades de obturación.
  • El nivel de luz: abre el diafragma y reduce la velocidad de obturación y/o usar una sensibilidad ISO alto en la cámara.
  • El balance de blancos: controla manualmente los balance de blancos para lograr diferentes tonalidades de la luz no te jueguen una mala pasada.
  • Trabaja en modo RAW
  • Estabiliza el histograma
  • Utiliza tu trípode, pero pregunta primero si lo puedes usar.

Si logras hacer todo esto antes de entrar al museo es mucho mejor, porque esto te da la oportunidad de sacar las mejores fotos y no irrumpes las reglas del museo. Recuerda que por más que desees no siempre vas a lograr un foto en zonas prohibidas, así que conformate con lo que puedes y hazlo muy bien.